miércoles, 24 de agosto de 2011

EL LOBO DE LA SILA (DUILIO COLETTI - 1949)


Para quienes, como yo, aún estamos en una primera fase de iniciación cinéfila y todavía nos movemos a base de estereotipos y verdades a medias, encontrarnos a Mario Monicelli, junto con Steno, en los orígenes de este Lupo della Sila resulta desconcertante. Monicelli es uno de los directores que más y mejor me ha hecho reir con su “Amici Mei” por lo que su implicación en un drama pasionalmente italiano como éste resulta desconcertante. Bien mirado, este desconcierto evidencia dos cosas, mis carencias y la genialidad del director italiano.

Y es que Il lupo della Sila es un dramón en toda regla. No un melodrama que eso implica un cierto civismo, ni un drama rural de la Hispania inmovilista. Es un dramón con aumentativo y todo. De los de honor y “vendetta”. Hijo legítimo de esa Italia de grandes historias, de Sofías y Magnanis, de Corleones y Sicilias.

Dirigida por Duilio Coletti, de quien apenas recordamos La Batalla de Anzio, la película narra la venganza de Rosaria (Silvana Mangano) por la muerte de su hermano Pietro (Vittorio Gassman) a disparos de la policía tras negarse a declarar el nombre de la muchacha con la que se encontraba al tiempo en que se cometía un asesinato del que es injustamente acusado. La tiranía y el despotismo de Rocco (Amedeo Nazzari) que antepone el honor de la familia a la vida de un hombre es el leiv motiv de una historia llena de fuerza de esas que solo pueden darse en la Italia más tradicional y profunda. En ese sentido el marco de Calabria es perfecto y la fotografía de Aldo Tonti – retengan en la retina la última imagen- un pasaporte visual a un pasado quizás no tan lejano. Por su parte la participación de Monicelli al guión dota al film de una consistencia magistral.

La actuación de Nazzari es magnífica. Silvana Mangano luce absolutamente bella y aunque la historia imprime seriedad y carácter, sus poderes de seducción son evidentes y aunque no en la línea Arroz Amargo, el espectador los agradece. Un papelazo el de Luisa Rossi como Orsola, hermana de Rocco, solterona tras la muerte de su “fianzato”.

Era una Italia que sobrevivía a las guerras de la Independencia y a un proceso de unificación auspiciado por Garibaldi, pero que al tiempo que miraba al futuro seguía con un medio rural tan oscuro como inútil en muchos aspectos y que se regía por los usos y costumbres de una sociedad latifundista y señorial con códigos pre revolucionarios. En este sentido el recuerdo de películas como El Gatopardo es más que notorio.

En resumen una película que encaja perfectamente en nuestra concepción del medio rural italiano - cito también aquí Padre Padrone – que no debe asustarnos por su condición de dramón de rompe y rasga y “por la Madonna”, máxime cuando nuestras entrañas cinéfilas beben de los mismos vientos. Los que soplan en Las Hurdes por Los Santos Inocentes, con sus Bernarda Alba de García Lorca o las cebollas que son escarcha de Miguel Hernández. 

Debe verse.

Puntuación: 7,50



13 comentarios:

Mario dijo...

Parece un buen filme de esos ocultos por el tiempo, como lo describes debe ser interesante, viene a cuento eso que dicen que la vida es una drama, que inevitable no toparnos con ello, parece auspicioso, reencontrarse con el pasado en su calidad más humana. Un clásico en toda regla al parecer donde no hay miedo a endulzarnos el alma. Lo anoto por si se me cruza en el camino. Un abrazo.

Mario.

miquel zueras dijo...

"Amici mei" es una de mis comedias preferidas. Es curioso ver aquí a Gassmann y Mangano que volverían a coincidir en "Arroz amargo", intentaré conseguir esta película. Saludos. Borgo.

abril en paris dijo...

No sé si la pelicula me gustaria tanto como tu adelantas pero tu texto me ha parecido muy bueno. Muy descriptivo de una Italia que supongo ya no existe más que en algún pueblito de la más profunda ruralidad.
¡Qué bella mujer la Mangano !

Saludos, ciao !!

deWitt dijo...

Amigo Father es un gustazo pasarse por aquí porque a pesar de que afirmes que eres un iniciado (no me lo creo, jejeje) siempre encuentro, siempre me sorprendes, con películas cuya existencia desconocía.

Gracias

Un saludo

ATTICUS dijo...

Yo esta no la vi,de Monicelli visione un film con la pareja
(Gassmann y Mangano) junto a Sordi
hicieron en el 59 "La gran guerra"
una comedia dramatica que seguro te gustara,yo la vi por que estaba nominada.Esta intentare conseguirla.
Saludos.

David C. dijo...

Nazzari, Mangano y Gassmann son motivos para ver la película. Grandes actores.

FATHER_CAPRIO dijo...

Mario: Realmente más que cruzarse en mi camino, lo busqué. Había leído que se trataba de uno de los mejores dramas del cine italiano y no pude resistir la tentación. No se si es de los mejores pero es ciertamente bueno.
Gracias por tu presencia.

FATHER_CAPRIO dijo...

Miguel Zueras: Coincido contigo en la valoración de Amici Mei. Riso Amaro es también una gran película con una Silvana Mangano supersugerente y atractiva. Gassman en su línea de actor de calidad. Sin embargo en El lobo de la Sila encontramos un cine costumbrista pero menos y un drama intensísimo. La resultante es buena.

FATHER_CAPRIO dijo...

Abril: La Mangano era mucha mujer en Arroz Amargo y mucha actriz en esta película. Belleza y seducción todo en uno. De hecho la seducción es la clave de una venganza. Pienso que es una película para ver con ojos de buen cinéfilo. Y te gustaría.
Saludos

FATHER_CAPRIO dijo...

DeWitt: Lo seguiré afirmando. Eso sí tengo una curiosidad insaciable. De hecho El lobo de la Sila me interesó porque en una página se la calificaba como una de las mejores películas del cine italiano. No me pude resistir. Y afirmo que es buena.
Como alguna vez he dicho me gusta alternar el visionado de films conocidos con una especie de arqueología cinematográfica a la busqueda de tesoros fílmicos ocultos.
Gracias por tu presencia.

FATHER_CAPRIO dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
FATHER_CAPRIO dijo...

Atticus: Tomo nota de La gran guerra (de hecho llevo una temporada interesado en todo lo que huele a Monicelli). Respecto a El lobo de la Sila es un drama en toda regla. Por ello me sorprendió la presencia en el guión de Mario Monicelli. Pero es una buena película y ver a la misma pareja que en Arroz Amargo es otro atractivo más, aunque en este caso aunque comparten cartel no comparten escenas. El mismo atractivo que la película recomendada por ti.
Saludos

FATHER_CAPRIO dijo...

David C: En todos mis comentarios parece como que me he olvidado de Amedeo Nazzari. Nada de eso. Es un actor a revindicar y a repasar. Su papel es difícil y lo resuelve con perfección.
Gracias por tu comentario